6/2/09

Asesinan médico abortista

George Tiller era un doctor del estado conservador de Kansas que proveia servicios de abortos (incluyendo embarazos en estado avanzado) que fue baleado este pasado domingo mientras asistia a la iglesia y su esposa cantaba en el coro. El doctor habia sido blanco de los fanáticos anti-opción por años; su clínica fue vandalizada, le dispararon y lo hirieron hace unos años y lleva luchando batallas legales que intentan cerrar su clínica por décadas.

Uno de estos fundamentalistas decidió que terminar con su vida era la opción correcta, basandose en creencias retrógradas de hace 2000 años, dictadas por un dios invisible que le habla directo a su cerebro cuando se arrodilla.

¿Cuantas noticias de ateos haciendo actos similares leemos en las noticias? Ninguna, pues nuestra moral no está dictada por Yuquiyú, ni Ganesh, ni Mahoma, ni Jesucristo y lo que estos piensan. No seguimos dogmas incuestionables, ni creencias absurdas. Solo la religión permite que personas buenas cometan actos horribles.

Fuente: endi.com

4 comments:

Anonymous said...

que lamentable este hecho, porque esta intolerancia protesten si nos estan de acuerdo con el aborto pero porque acabar con la voda de alguien un padre de familia.. porque dios te dice, por favor espero que le apliquen todo el peso de la ley..

Esceptico said...

Estoy de acuerdo en que deben aplicarle todo el peso de la ley, pero no si esto incluye la pena de muerte. Estoy totalmente en contra de este castigo.

Lucho Roca said...

http://www.cope.es/familia/14-09-09--asesinan-un-conocido-anti-abortista-michigan-83824-1

Asesinan a un conocido anti-abortista en Michigan

Jim Pouillon, de 63 años, murió a las puertas de la Escuela Secundaria Owosso, tras ser tiroteado desde un coche cuando se manifestaba contra el aborto. Pouillon era conocido por la tenacidad y la vehemencia de su estilo de protesta.

Pouillon llevaba una década manifestándose contra el aborto y pertenecía al grupo "Misioneros de los Pre-Nacidos". La policía cree que Drake tenía rencillas contra los tres hombres que supuestamente pretendía matar y que le "ofendía" el mensaje anti-abortista de Pouillon.

Carlos Gutiérrez said...

Aparte de fanáticos, cobardes.
No me cabe en la cabeza cómo le pueden dar más valor a un conjunto de células que a una persona que siente, vive y hace lo que decidió hacer.
Sé que los cristianos anti-aborto no estarán orando por la viuda y los hijos, sino que estarán felices de que ese doctor se "vaya al infierno".
Cobardes y arrogantes cristianos