2/4/10

¡TOOOOOMA!

Ah... los anti-vacunas... como me hierven la sangre.

Pero tengo buenas noticias, pues la justicia ha llegado. El panel disciplinario del Concilio General Médico en London, Inglaterra, ha declarado que el Dr. Andrew Wakefield, quien fue el que comenzó toda esta farsa de que el autismo es provocado por las vacunas, mostró "craso descuido" por el sufrimiento de los niños y abuso su posición de poder, además que trajo "mala fama" para la profesión médica con sus acciones.

Creo que para explicar porqué se han hecho estas declaraciones, tengo que explicar un poco de la historia detrás de este "doctor" y su investigación.

En el 1988, el Dr. Andrew Wakefield publicó en el jornál médico "The Lancet" un estudio que este realizó en 12 niños con problemas intestinales y autismo. Aunque su estudio no probaba que habia una relación entre la vacuna de MMR y el autismo, este proclamaba que si habia una relación entre encontrar el virus del sarampión en la traquea de niños con autismo y la vacuna.

Para los que desconocen que es la vacuna de MMR, esta es una combinación de tres vacunas contra la rubeóla, la sarampión y las paperas.

Luego de la publicación en el Lanset y a pesar de no tener ninguna evidencia, el Dr. Wakefield luego comenzó a advertirle a los padres que deberian darle a sus niños tres vacunas independientes en vez de la vacuna de MMR. Esta aseveración ha sido descreditada subsecuentemente.

Ahora, hay varios problemas con esta investigación. Primero que todo, un estudio con solo 12 niños es inaceptable. Cuando se hace un estudio se intenta tomar una buena representación de la población y 12 niños no lo es. Segundo, las conclusiones del estudio en ningún momento hacen la conección entre la vacuna y el autismo. Tercero, el Dr. Wakefield le pagó a los niños por su participación. Cuarto, se descubrió luego que este individuo estaba trabajando con una compañia para desarrollar su propia vacuna, lo cual crea un obvio conflicto de interés.

Como consecuencia de este veredicto, el Dr. Wakefield ahora puede perder su licencia de practicar medicina en Inglaterra.

Lo triste del caso es que esto no va a detener a este doctorcito. Este actualmente practica en el estado de Texas, en Estados Unidos donde tiene un harén de madres que le creen cualquier cosa. El Dr. Wakefield ha creado una fanaticada de personas que lo siguen con una fé increible. No importa cuanto este sea descreditado, estas siguen utilizando sus procesos sin importar lo que dice la ciencia. Entre estas personas está la actríz Jenny McCarthy.

Para colmo, este doctor y sus métodos son los causantes directos de cientos de muertes y del aumento en enfermedades que habian sido casi eliminadas. Observen esta gráfica. Esta demuestra como el número de niños que recibieron la vacuna disminuyó y como los casos de sarampión aumentaron considerablemente.


Cada niño que no es vacunado, pone en riesgo a todos los niños que lo rodean, incluyendo bebes que son muy pequeños para recibir la vacuna. Ya es hora de que se sepa la verdad y que personas inescrupulosas se aprovechen de padres deseosos y ansiosos de ver a sus hijos mejorar.

Fuente: Sky News via BoingBoing

3 comments:

Prometeo said...

Publicar algo en The Lancet le da credibilidad a cualquiera. ¿Como aceptaron eso en esa presitgiosa revista?

Adelante y éxito.

Escéptico said...

Pues, es dificil pero no es imposible. Publicar en estas revistas es basado en el proceso de "peer review" asi que a los editores y a los "reviewers" se les paso encontrar las fallas en el artículo.

Pero ya el Lancet se retractó del artículo y lo removio.

Prometeo said...

The Lancet demuestra honestidad al retirar el artículo de lo contrario pasarían por arrogantes. En estos días donde "Climategate" está en boca de todos no es bueno tener este tipo de asuntos cerca.

Adelante y éxíto.