10/7/09

Un "milagro" menos

Otra susodicha "prueba" de los milagros de Jesús ha sido destruida por la ciencia.

Todos conocemos o hemos escuchado del Sudario de Túrin. Este es una tela de lino que muestra la imágen en negativo de lo que muchos piensan es el rostro de Jesús, junto con sus traumas físicos, los cuales sufrió durante su crucifixión.

La misma Iglesia Católica lo venera y junto con muchos creyentes, piensa que es el manto actual en el cual se enterró a Jesús, a pesar que se sabe hace mucho que es una falsificación. Pero si algo sabemos de los creyentes en dogmas es que se aferran a la "evidencia" que tienen para creer con pasión e ignoran la data en su contra con desprecio (creacionismo, vacunas y autismo, controversias del 911, negación del VIH, etc.).

Ahora, un científico italiano ha logrado lo que muchos proponentes del manto pensaban era imposible. Este ha demostrado que "es posible reproducir algo que tiene las mismas características del manto."

Luigi Garlaschelli puso su manto sobre un voluntario (que tenia la cara cubierta con una máscara) y basicamente le estrujaron el manto en la cara. Luego, este envejeció el manto, añadiendole manchas de sangre y de quemaduras. Los resultados son una copia fiel del original.

Este resultado es importante, pues los proponentes decian que no habia ninguna forma que un artista podia recrear el manto y sus características eran el resultado de una explosión de energia.

Lo triste del caso es que evidencia existia previo a este acontecimiento. Científicos e historiadores han estudiado el manto y han encontrado que:

1. El manto salió a relucir en la Edad Media, en el Siglo 14, durante muchas rélicas falsas comenzaron a hacerse, muchas veces utilizadas para recaudar fondos. Investigaciones de estos dias encontraron que el manto era falso. El Obispo D'Arcis concluyó que "Eventualmente, después de examinación y estudio diligente, he descubierto como el dicho manto fue pintado, la verdad siendo atestiguada por el artista que lo pintó, esto es, que fue el trabajo de labor humana y no un milagro".

2. El químico Walter McCrone encontró que no tenia piel ni sangre humana, pero si tenia ocre rojo y pintura de vermilión, consistente con los materiales que se podian obtener en esos tiempos.

3. La cara de Jesús es consistente con la tradición artística de esos tiempos.

4. Las "gotas de sanger" que aparentan caer del pelo de Cristo son imposibles. La sangre hubiera sido absorbida, no hubiera corrido por el manto.

5. Datación con radiocarbono por tres laboratorios independientes ponen el manto entre 1260 - 1390.

Por lo tanto, aún antes del acontecimiento reciente, tenemos múltiples lineas de evidencia que nos dicen que el manto es una falsificación,.

Pero claro esta, no espero que esto termine la controversia, porque estamos hablando con personas con creencias emocionales, las cuales no estan dispuestas a abandonar a pesar de que todo apunta a lo contrario. El mismo Garlaschelli entiende la situación cuando dice:

Si no quieren creer en la datación con radiocarbono hecha por algunos de los mejores laboratorios del mundo, ciertamente no me van a creer a mi.


Fuente: Neurologica

3 comments:

j.darko said...

yo nunca pensé que ese manto era real. ni siquiera que sea un milagro.

Ms. Conciencia said...

Realmente le creo a esta noticia, pero no sabía que se sabía era tremendo embuste desde que se informó de su existencia. Lástima que tanta gente se cree que es cierto, hay que ver que el sentido de la razón no les funciona.

Anonymous said...

me parece excelente que este científico halla podido descubrir la manera de que hicieron el sudario, pero a mi me queda una duda con respecto a las prueba 5 que dices xq en discovery channel pasaron un documental sobre el sudario y al final estaban en duda del la prueba del carbona 14 porque de donde tomaron la muestra era como un parche que habían colocado y los mismos científicos quieren hacerle otra prueba para ver cuales son los resultados